¿Está cubierto el infarto de miocardio en una póliza de accidentes?

La pregunta tiene su miga. Como principio general cabría decir que se debe estar a lo que diga en contrato de seguro. Como regla general, si el propio contrato rechaza la posibilidad de contemplar el infarto u otros fallos vasculares como causa de accidente, debe entenderse que no está cubierto. Si por el contrario el contrato no se opone expresamente, se debe estar a lo que diga el juez o la autoridad laboral. Si éstos califican la muerte por estas causas como un accidente, el asegurador no tendrá más remedio que indemnizar.

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostraste las ofertas de productos y servicios que se ajusten a tus preferencias, en base a un perfil elaborado a partir de tus datos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para encontrar más información sobre las cookies que usamos y cómo borrarlas, pulse el siguiente link ley de cookies.